Los mejores pagados de la OCDE: Las cifras detrás del debate por rebaja a dieta parlamentaria
Publicado en T13.cl el 5 de mayo de 2020.

 Una Comisión Mixta deberá resolver en las próximas horas la fórmula transitoria para concretar la rebaja de los sueldos que reciben los diputados, senadores y otras altas autoridades.

Publicado en T13.cl el 5 de mayo de 2020.
Escrito por Pablo Cádiz.

33 sueldos mínimos. Esa es la equivalencia de lo que gana un parlamentario en Chile y que, de acuerdo a la Constitución, equivale al de un ministro de Estado.

Se trata de una cifra que volvió al debate este martes, luego que la Cámara de Diputados discutiera en tercer trámite los cambios introducidos por el Senado al proyecto que busca rebajar la dieta parlamentaria, como se denomina al pago que reciben los legisladores por realizar su labor, que a la fecha asciende a $ 9.349.851, lo que se traduce en cerca de 6 millones líquidos.

Un monto que los posiciona como los mejores pagados de la OCDE, en -a su vez- uno de los países más desiguales entre este selecto grupo de naciones desarrolladas o en vías de serlo. El detalle, lo explicaremos más adelante. 

Aunque el debate de la rebaja de la dieta parlamentaria es de larga data -en 2014 Giorgio Jackson y Gabriel Boric ingresaron un proyecto que buscaba fijar un límite máximo de 20 sueldos mínimos- fue recién en 2019 que tomó fuerza, luego que el Presidente Sebastián Piñera le diera su respaldo como una señal de austeridad en medio del complejo escenario que atravesaba el país, en medio de multitudinarias protestas del denominado "estallido social". La definición del gobierno marcó un distanciamiento respecto de la postura histórica de su coalición, que durante años se negó a legislar en esta materia, acusando "populismo" y "demagogia". 

Eso sí, para que la rebaja en la dieta parlamentaria sea una realidad falta un paso no menor: este martes se rechazó la fórmula transitoria propuesta por el Senado para rebajar el sueldo de los congresistas mientras se conforma un nuevo órgano autónomo a cargo de esta misión. Mientras que en la Cámara Alta buscan entregar esta tarea al Consejo de Alta Dirección Pública, en sectores de la oposición aspiran a que la rebaja se concrete de manera automática, y que sea del 50%, con lo que la remuneración entre los representantes quedaría en poco más de 3 millones líquidos.

Es este tema el que será analizado en una Comisión Mixta, integrada por un grupo de diputados y senadores, quienes deberán buscar una fórmula de consenso.

Dicho todo esto, en T13.cl recopilamos cifras sobre el monto que ganan los parlamentarios en Chile versus otros latitudes.


Conceptos clave

Pero para hablar de cuánto ganan los parlamentarios en Chile y otros países, hay que aclarar algunos conceptos.

  • Dieta parlamentaria: corresponde al monto mensual que reciben los legisladores por su labor, y que por ley equivale al que reciben los ministros de Estado. Su monto bruto asciende a $ 9.349.851, lo que se traduce en cerca de 6 millones líquidos, dependiendo de los descuentos previsionales y de salud con que cuenta cada representante. 
  • Asignaciones parlamentarias: Corresponden a los fondos con que cuentan para el ejercicio de su labor, desde el pago de asesores, viáticos, pasajes aéreos, arriendo de vehículos, celular, arriendo de oficinas, entre otros, y cuyo tope es de $20 millones para los senadores y de $11 para los diputados.

La remuneración de los parlamentarios en Chile y el mundo

La mayoría de los estudios sobre este tema toman como referencia la dieta parlamentaria de la Cámara de Diputados, que resulta más comparable, debido a que no todos los países cuentan con dos cámaras.

En 2013 la Unión Inter Parlamentaria Mundial realizó un estudio en que analizó las dietas y asignaciones de 128 cámaras, fijando un monto promedio de remuneraciones de $5.173 dólares. Esto equivale al 21% del sueldo de los legisladores chilenos, quienes reciben un monto que supera en 4,7 veces el promedio mundial, consigna el PNUD en un informe de experiencia comparada. 

Chile ocupa el primer puesto de los congresistas mejor pagados, con una dieta mensual de $24.599 dólares (monto convertido a dólares ajustados por paridad de poder de compra, PPP). El informe contrastala situación de nuestro país con la de Colombia, Italia y Canadá, donde el sueldo promedio de sus representantes se fija en $16.547 dólares promedio. Esto pese a que ellos cuentan con dedicación exclusiva en el cargo.


Otro estudio de la Fundación Sol permite comparar el sueldo de los parlamentarios con otros países. Aunque el ejercicio fue realizado en 2014, resulta ilustrativo pues compara la dieta parlamentaria respecto del sueldo mínimo y el PIB per cápita. ¿La conclusión? En promedio, el sueldo de los legisladores en los estados miembros de la OCDE es 2,9 veces el PIB per cápita de cada país. En Chile es de 12 veces.  

De acuerdo al mismo estudio, el país que sigue es Turquía, donde la remuneración de los parlamentarios es de 5,9 veces el PIB per cápita, México (5,4) e Italia (5).


En promedio, en países OCDE la dieta parlamentaria es 2,9 veces el PIB per cápita de cada país. En Chile es 12 veces pic.twitter.com/zvzRBdIotM

En cuanto a las asignaciones parlamentarias la comparación es más compleja, ya que existe una "amplia variedad de ítems que se financian", consigna el informe antes citado del PNUD.

De la "gratitud de la Patria" al sueldo equivalente al de un ministro

La remuneración a los legisladores es un tema que ha ido cambiando a lo largo de la historia de Chile. Según da cuenta el informe del PNUD, el primer antecedente se remonta al reglamento del gobierno provisorio de 1814, que establece que la función legislativa será gratuita.

La remuneración a los legisladores es un tema que ha ido cambiando a lo largo de la historia de Chile. Según da cuenta el informe del PNUD, el primer antecedente se remonta al reglamento del gobierno provisorio de 1814, que establece que la función legislativa será gratuita. 

“Su servicio será sin más sueldo que la gratitud de la Patria”, era la norma de una época donde los cargos públicos estaban reservados para la oligarquía. 

Luego de un largo debate la Constitución de 1925 fijó la dieta parlamentaria bajo una premisa: que cualquier persona, independiente de su origen, pudiera aspirar al cargo( Aunque, en estricto rigor, tampoco podía acceder cualquier persona, partiendo por las mujeres, que recién pudieron aspirar a cargos municipales en 1934 y al resto de los comicios en 1949, con el voto universal. De hecho fue en 1951 que Inés Enríquez Frodden se convirtió en la primera parlamentaria chilena). 

El cambio siguiente fue en 1965, cuando se determinó que la dieta de diputados y senadores sería equivalente al sueldo base correspondiente al ministro de la Corte Suprema.

Finalmente, en la Constitución de 1980 -en dictadura- se estableció que la equivalencia de las remuneraciones de los congresistas con los Ministros de Estado. El objetivo fue evitar que los propios legisladores se fijaran su sueldo. Una medida que en la práctica entró en vigencia en 1990, con el retorno a la democracia, y que se mantiene sin cambios hasta el día de hoy. 

*Datos obtenidos de una nota publicada por T13 en noviembre de 2019