Temas

Estudio revela importantes diferencias del sueldo mínimo de Chile con países de PIB similar

Nota publicada en T13.cl el 27 de julio de 2018

La Fundación Sol dio a conocer este viernes un estudio que reveló importantes diferencias respecto al salario mínimo existe en Chile en comparación con otros países Latinoamérica, Europa y naciones pertenecientes a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

La investigación titulada «Mini Salario Mínimo: El salario mínimo en Chile en perspectiva comparada», reveló, entre otras cosas, que en el momento en que algunos países tuvieron un salario mínimo parecido al actual chileno, éste era en promedio 70% más alto que el nacional.

Sin embargo, esta situación también ocurre en la actualidad, siendo un claro ejemplo Bulgaria, que tiene un PIB de US$21.687 ($13.935,415) pér capita, menor al de Chile que alcanza los US$24.537 ($15.787.105). Sin embargo, el salario mínimo del país europeo es bastante superior ya que alcanza los US$821por los US$684 de Chile en dólares ajustados por paridad de poder de compra (PPP), variable que se utiliza para reflejar el efecto de los diferentes costos de vida que hay entre países.

Bulgaria no es el único país con un PIB similar al chileno y con un salario mínimo superior. Incluso, Croacia (PIB de US$24.424) tiene un sueldo mínimo de dólares ajustados 47% superior a Chile y Rumanía (PIB de US$24.508) de 59% mayor.

La diferencia de cifras queda aún más explícita con la comparación que se hizo con la situación de países desarrollados en el momento en que tenían el PIB que en estos días tiene Chile. Por ejemplo, Estados Unidos tuvo un PIB parecido al nacional en 1965, momento en que su salario mínimo era 3,1 veces mayor al sueldo mínimo chileno actual y el de Canadá en 1973, era 2,6 veces mayor.

Otro país que tuvo este PIB hace no mucho tiempo fue Polonia en 2011, año en el que su salario mínimo era 1,4 veces superior al chileno.

Según explicó Gonzalo Durán, investigador de Fundación Sol y unos de los autores del estudio, las cifras revelan que el salario mínimo chileno no se condice con la realidad económica nacional y que la diferencia con los países OCDE no responde a factores económicos.

«En esos países lo que se estableció fue un estándar social mínimo consensuado, de acuerdo a la realidad económica del momento, que es la misma que tenemos ahora en el país. En Chile falta voluntad política para discutir cuál es el piso que se establecerá para nuestros trabajadores y cuál es su relación con el costo de vida real», explicó.

Por debajo de la línea de pobreza extrema

Otro dato importante dado a conocer por el estudio es que el salario mínimo actual del país y que alcanza los $276.000, se encuentra por debajo de la línea de la pobreza para un hogar promedio de cuatro personas, la cual a junio de 2018, llegaba a $422.767.

Incluso, esta cifra también está por debajo de la línea de pobreza extrema, en la que un hogar promedio de cuatro personas a junio recién pasado recibía $281.845.

«El actual salario mínimo se encuentra muy distante de lo que los hogares chilenos necesitan para reproducirse cotidianamente, impulsando elevados niveles de endeudamiento y obligando a la mayoría de los adultos a trabajar remuneradamente para llegar a fin de mes, generando nocivas repercusiones a nivel familiar y social», explicó el investigador de la fundación y también autor del estudio, Marco Kremerman.

En ese sentido, el investigador agregó que estudios aseguran que un salario mínimo de $422.000 está dentro de los márgenes considerados saludables para mantener los equilibrios macroeconómico